lunes, 27 de julio de 2009

Descubrimientos


El día de hoy tomé una decisión sabia: No prender la computadora al dormirse mi hijo y, en lugar de ello, cocinar para mí solita una deliciosa y sana comida sin prisas ni preocupaciones. Mientras lavaba las verduras, cortaba las espinacas y sacaba de la alacena los condimentos, hablaba conmigo misma. Hablo conmigo misma desde que supe hablar y supongo que antes mis diálogos se entablaban sólo dentro de mi cabeza, pero desde que fuí capaz de articular mis pensamientos oralmente, he hablado conmigo misma. Es una manera de orientarme, de analizar buscando iluminación y entendimiento acerca de todo aquello que me preocupa y que me mueve a reflexión.

Como estaba sola en la cocina, pude hablar a mis anchas y discurrir ampliamente sobre...mí.

Jajajaja, no es que sea narcisista claro, yo, mi, me, conmigo.

En un momento dado me vino a la mente la frase: TÚ NO TIENES QUE CAMBIAR PARA QUE LOS DEMÁS ESTÉN CÓMODOS/FELICES/ORGULLOSOS, etc.

Sé que no bajó el espíritu santo ni nada de eso, pero esa frase significó mucho para mí en ese momento, la repetí YO NO TENGO QUE CAMBIAR PARA QUE LOS DEMÁS ESTÉN CÓMODOS! Y sentí una liberación momentánea, como si alguien hubiera levantado de mi espalda un peso antiguo, muerto y definitivamente muy pesado. Al mismo tiempo, me sentí aliviada por no tener que reaccionar de la manera usual ante el comportamiento de los demás, porque si después de todo yo no estaba obligada a satisfacer las expectativas ajenas, el resto del mundo quedaba igualmente liberado respecto a mis propias expectativas.

Todo esto es increíblemente lógico y en teoría suena sencillo y comprensible, pero en la práctica solía ser algo endemoniadamente difícil para mí, y digo solía porque confío y tengo esperanza en que a partir de hoy me sea más fácil ver las cosas de un modo nuevo y actuar en consecuencia.

Por el momento aquí le dejo, se me hizo satisfacer mi antojo de deliciosa nieve de garrafa y ya nos vamos, continuaré mañana.

BENDICIONES!


6 comentarios:

mermaid musings dijo...

note que me pusiste in blogs a seguir y por curiosa vine a ver quien eras y estoy sorprendida con tu dulce manera de escribir, eres una poeta mujer!!!!
felicidades y encantada de conocerte
mi nombre es Carmen
por favor mantente en contacto yo soy Mexicana de Sonora.
en serio, tu escibes maravillosamente.
abrazos!

Jules @ Lovely Las Vegas dijo...

Muy interestante - sus palabras y suenas son muy bonitas! Desculpe que no puedo escribir mucho en espanol, pero quiero decir que su blog es fabuloso!

mermaid musings dijo...

SIIIIIIIIIIIIIII!!!!
quiero seguir en contacto contigo!
escribeme y dime cual estu email
el mio esta en my profile
cuidate!

extrano escribir en espanol ;-)

www.familianatural.org dijo...

Vanessa...bravo por esa liberación! Qué decisión la de no prender la compu cuando estamos por fin solitas, no? Qué difícil...Así que te aplaudo por dos!
Un abrazote enorme, y ya te estoy leyendo bien, poniéndome al día con los blogs amigos.
Besos!
Lau

Martha dijo...

Hola!!!

Vanessa, yo también participo en FN, y te encontré gracias al enlace de nuestra amiguita Lau!!! Me encanta como escribes, como compartes tus sentimientos más profundos, me identifico mucho contigo en algunas cosas!!

Te dejo un saludo muy especial!!

Vanyvalu dijo...

Mil gracias por sus comentarios, me emociona y alegra mucho recibirlos.
Carmen, qué afortunada por haberte encontrado, lo que percibo de tí es hermoso y me alegro de que continuemos en contacto.

Jules, thank you so much for your kindness and your text in spanish!

Lau, te admiro y al encontra tu blog, se han abierto grandes puertas en mi vida, a través de las voces de tanta mujer sabia que tú encabezas, gracias!

Martha, gracias por tus palabras,me siento feliz de a través de este medio, poder contactar con personas afines y me alegro de poder provocar en otros, lo que tantas veces he sentido al leerlas, esa identificación, ese sentirse menos sola, acompañada y cobijada, un abrazo!